25 - IX

 

EDITORIAL

¿Que ha preparado la Huelga General mientras hacía un crucero por el Báltico?

Bueno, ¿y qué?, ¿es que no puede prepararla dónde le salga?, ¿y qué tienen de malo los cruceros? ¡Si la hubiera preparado en una casa putas, también le andarían poniendo peros, ¿a que sí?, exactamente igual harían si la hubiera preparado en el cuartel general de CCOO!

¿Que dicho crucero era de lujo?

¡Hombre, por Dios, con lo que cuestan, qué crucero no es de lujo hoy día, eh? Por otra parte, ¿acaso pretendías que el camarada Tojo hiciera un crucero en patera? ¡Ay, Dios mío, qué cosas hay que oír!

¿Que la inmensa mayoría de los liberados de CCOO no han podido hacer cruceros de lujo este verano?

¡Pero, oye, hay que ver la manía de denominarlos de lujo?, ¿es que pretendes desprestigiar al Sindicato? Además, eso de que la mayoría no ha embarcado en cruceros este verano habría que demostrarlo, ¿sabes, enteraíllo?, porque si no los han hecho habrá sido porque no les ha salido de los, y me callo y no digo más porque no quiero pecar de grosero, so cabronazo desgraciao, que te voy calando.

¿Que el camarada Tojo tiene un ático doble de los de protección oficial?

¡Pues, bueno, y qué?, en algún sitio tiene que vivir el probe, ¿no? Además de que con su presencia en dicho bloque, honra y da lustre y prez al mismo. Agradecidos le tienen que estar sus vecinos.

¿Que ha tardado en convocar la Huelga General?

¡Ni hablar, amigo mío, eso sí que no! Mira, la convocó hace meses. ¿A eso llamas tardanza? ¡Pues vaya una tardanza! ¡A eso lo llamo yo reacción instantánea ante las agresiones al proletariado, sí señor! ¡Y, lo que es más valiente, ante las agresiones del Gobierno que les paga con grandísimas subvenciones de cientos de millones!

¿Que la tenían que haber hecho antes?

¡Otra! ¡Pero si es que no sabes qué defectos encontrarle! ¿Cómo la iba a hacer antes?, ¿tú sabes la preparación que lleva una Huelga General?, ¿acaso crees que eso se improvisa de un día para otro con los medios de comunicación que sufrimos en la actualidad? ¡No, hombre, no!

¿Que las cuentas de CCOO no hay Dios que las entienda?

¡Por supuesto, mira éste! ¡No hay quien las entienda porque no hay quien las vea! ¿Qué quieres, que todo el mundo sepa cómo y en qué nos gastamos los dineros? ¡Pues, sí señor! ¿Acaso me meto yo en cómo y en qué se gasta usted sus dineros, eh? ¡Además, esta insinuación es un ataque directo al obrero! ¡Además, nosotros tenemos justificado hasta el último céntimo de euro que recibimos! ¡Además, como prueba irrefutable, aquí tiene mi testimonio de que eso es así!

¿Que CCOO son inútiles, ineficaces y dañinas?

¡Virgen Santísima, que me da un algo! Mire usted, son utilísimas para mantener al obrero en Babia y a los liberados en Jauja; son eficaces para atraer subvenciones estatales sin tener que justificar su dispendio; son beneficiosas para todos los amigos y nepotes que se benefician de ellas sin dar palo al eau. El mejor invento, que se lo digo yo.

¿Que los liberados son una incongruencia inútil y residual de tiempos pasados?

¡Ay, Dios mío! Mire usted, amigo mío, mire usted: los liberados, con su labor incesante, y las monjitas, con sus rezos continuos, son quienes en verdad hacen que el Mundo siga dando las vueltas y vueltas y vueltas que va dando y las que va a dar. Ya verá, ya.

Sí, pero con una salvedad: que las monjitas no engañan ni a Dios, y a estos no los cree ni Dios.

Vale

 

     

 

Las opiniones vertidas aquí son de la exclusiva responsabilidad de los autores; los cuentos, artículos, poesías, etc., están protegidos por la Propiedad Intelectual y el Copyright, y se prohibe su reproducción total o parcial sin el permiso de los autores.