LA MUJER DEL CÉSAR
18
 

 

La mujer del césar no sólo ha de ser puta sino que, además, ha de parecerlo. Lógico e indudable. Claro como el agua. Si nos ponemos a hablar del césar, ya ni te cuento: más puta aún. Más lógico todavía. Más claro, claro. Bueno, pues a un césar me lo han vestido de puta. Ojo: no digo que sea puta, ¿eh?, ¡su dios me libre!, sino sólo que como a tal me lo han vestido. Consecuencia: su dios de marras (terrenal es) no para de jalearle y ¡olé, mi niño! Lógico y claro. En su honesto (de usted, ojo), en su honesto, digo (de usted, ojo), en su honesto (¡de usted, puñeta, de usted, se-sienten,-coño!-y-perdón, pero es que cuando cojo la carrerilla...), lógico y claro criterio, cree sinceramente que, del dúo protagonista:

A) el césar debe dejar la política y seguir esa profesión para la que tan prometedoramente me lo han vestido
B) el césar debe seguir en la política y ser ascendido inmediatamente a dios terrenal respaldado por sus óptimos inicios
C) el dios terreno-actual debe ser investido como Ingenuo Honorario del Reino, vestido con traje de tonto oficial con borlas naranja valenciana, de regalo todo, y hacerle una tortilla de patadas (o a patadas, no estoy muy seguro de la prepo)

Y los supuestos panolis, panolos y panolas debemos:

A) pedir a gritos la creación de más talleres que nos depuren en la muy sufrida técnica de cómo chuparnos el dedo y poner cara de tontos
B) comernos una paella de tila
C) id., pero de chufa, que es más barata
D) chisgarnos en la madre que parió a los dos: césar y dios
E) chisgarnos en el campo, que es más barato
F) hincharnos de tragar de lo que vaya habiendo en los campos con el inútil consuelo de Es lo que hay
G) Id., cambiando la máxima por la más inútil todavía de Ya vendrán las elecciones


Por supuesto, estimad@ señor@, las alternativas son excluyentes y sólo se puede optar por una de cada conjunto. No obstante, viendo la presente crisis en la que estamos hipotecados, considerando la mucha paciencia del sufrido pueblo español, atendiendo a que los políticos trabajan tanto y tanto por nuestro bien, y teniendo en cuenta lo bien que lo hacen, desde aquí se propone:

A) que se les deje de exigir preparación esencial para el puesto que desempeñan
B) que tengan dietas, vehículos y coches oficiales, cuantos más, mejor
C) que puedan faltar a su trabajo (¡las sesiones!) cuando les salga de donde les salga
D) que coman como reyes de cuento de hadas y vivan como presidentes de república de bananas
E) que se les conceda la máxima pensión pública de jubilación con sólo 7 años en el escaño
F) que no se preocupen tanto de la nación y atiendan más sus propias zarandajas
G) que descansen de vez en cuando y no trabajen tanto
H) que se les instale una sauna, aire acondicionado, sillones de a egg la pieza, etc. en el trabajo (¿)
I) que se les ruegue que se suban el sueldo cuanto y cuando les salga

Espero, herman@s mí@s, que estéis plenamente de acuerdo con todo esto: si no proponemos más reivindicaciones justas se debe a los momentos de crisis hipotecaria que atravesamos; de momento que empecemos a ver brotes verdes, añadiremos algunas, entre ellas cierto cochecillo rodón y algunos sillones cojoneros de timadura gallega así como regalos navideños de pura pata negra y abundante cosecha oro visa con amplia y extendida aceptación y autonomía.

Vale